Las tres gracias, de nada, de nada y de nada.


El cuerpo femenino como modelo estético

Las Tres Gracias eran  las diosas de la belleza, el hechizo, y la alegría. A cada una de ellas le correspondía una cualidad como la jovialidad, el esplendor o el buen gusto. Otorgaban a dioses y mortales la alegría, la elocuencia, la liberalidad y la sabiduría, pero también la genialidad necesaria para ser un excepcional artista. Las Gracias eran jóvenes, bellas y  modestas, a pesar de lo cual solían llevar el pelo mal recogido a causa de los bailes. Siempre estaban danzando y precisamente es en la actitud de darse las manos y comenzar a bailar como más las ha representado el arte.

Saber todo esto está muy bien, pero si hoy las traemos a colación es porque estos motivos mitológicos han sido repetidos hasta la saciedad por centenares de dibujantes y pintores, dado que era costumbre que los pintores, hartos de pintar solamente motivos bíblicos, a partir del barroco dibujaran los hechos mitológicos griegos que permitían los tribunales inquisitoriales eclesiásticos, todos ellos recogidos en el libro de Ovidio La Metamorfosis.

De ahí a utilizar el cuerpo femenino para intentar recrear un modelo estético hay un solo paso, que se dió ya en la antiguedad griega y ha ido pasando por todos y cada uno de los movimientos estéticos. Te mostramos algunos de los que podrían salvarse:

Bueno, pues entre tanta inspiración y tanta moda no han parado de salir bodrios de todo tipo, por lo que desde aquí hacemos una llamada a la prudencia de los pintores, dibujantes y artistas en general para que se piensen dos veces qué diablos puede salir o no de su taller, dado que cualquier imagen poco ilustre nos representará como artistas y puede contribuir seriamente a nuestro desprestigio y al deterior general de nuestra valía artística.

Anuncios

10 comentarios (+¿añadir los tuyos?)

  1. javier
    Feb 03, 2011 @ 18:49:55

    de ser, serían lo que ahora llamamos animadoras sociales,
    eso si, ligeras de ropa
    el tema por repetitivo, no es menos interesante para que el artista
    plante su impronta en la obra.
    Personalmente me quedo ( además de Rubens), con el grupo escultórico
    de Cánovas, que se encuentra en el Hermitage

    • Juan Muro
      Feb 03, 2011 @ 21:33:25

      ¿Animadoras sociales?, sí, ja, ja,jajajjjajaja, buena denominación, aunque un poco ambiguamente medida. En cuanto al grupo escultórico de Cánovas, me parece precioso, sin duda, y este es un asunto contradictorio en el blog: Como es una escultura no lo he sacado en elDibujante.com, pero repito una y otra vez que EL ARTE es solo uno, da igual pintura que escultura. No sé, antes o después se resolverá este pequeño conflicto.

  2. Cristina
    Feb 03, 2011 @ 19:09:02

    Qué bonito todo… Aunque y perdona que te lo diga ( a mi no se me puede dar confianza, enseguida me instalo en los blogs que me gustan y opino sin que me lo pidan) el exceso de celulitis de las gracias de Rubens me resulta un poco incómodo… A mi me gustan mucho más los niños y las guirnaldas, sobre todo las guirnaldas…
    De las otras muestras me impresiona la luz reflejándose en la piel, en las imágenes se llaman las carnaciones, pero en pintura no sé…
    En cuanto a los bodrios, podrías abrir un debate… Tu no tienes la inquietante sensación al ver algunas obras de qué te están tomando el pelo?
    un fuerte y agradecido abrazo

    • Juan Muro
      Feb 03, 2011 @ 21:28:57

      Guaj, no sabes lo afortunado que me siento por tenerte de lectora participante y que te guste elDibujante.com. Creo que a todos nos duelen las celulitis de Rubens, pero eso es ahora, en su momento eran síntoma de mujeres fondonas, aptas para parir y por tanto deseables sexualmente, aunque no eran un modelo estético como muchos dicen. De los bodrios, sí tengo la sensación de tomadura de pelo, la tengo desde los impresionistas, antes del cubismo, pero también la tengo, a veces, con Antonio López García y con Eduardo Naranjo. No es pues una sensación que me la produzca un movimiento pictórico (aunque el movimiento Fluxus sí hace gala de ello y explota este asunto mediante el happening perecedero), sino que me la produce un artista concreto en una obra determinada. Es más bien un asunto de actitud artística. Un precioso debate que ya plantearemos cuando las obras que se presenten lo pidan. Ahora me interesaba destacar la falta de oficio que muchos dibujantes y pintores actuales tienen. Y este nuestro es un oficio antiquísimo y repleto de maestros muy sesudos, cada uno de los cuales nos ha enseñado una cosa diferente.
      Un abrazo enorme
      `8¬]

  3. Biblioabrazo
    Feb 05, 2011 @ 19:29:37

    No la querría para mí, pero sin embargo, creo que un atractivo de las gracias de Rubens, es precisamente esa piel blanca, abundante y rodeada levemente por esas telas transparentes… Sin celulitis, no hay Rubens. Y aunque cambiásemos a estas tres gracias por cualquiera de las estupendas modelos de hoy, capaces de generar inspiraciones a artistas y no tanto… las tres maris de Rubens están en el imaginario colectivo de la liberalidad, son de las primis en lucir tocinillos y esto me encanta.
    Nada, para echarle un poco más de pimienta a este guisote 😉

    Ana

    • Juan Muro
      Feb 05, 2011 @ 23:53:28

      Cierto, sus poses han sentado cátedra en la liberalidad y sus carnaciones (que sí se llaman así en la pintura) en el bestiario libidinoso, pero hoy están demodés, ¿no crees?. Sin embargo el mérito de ser las primeras en lucir tocino se lo llevan, sin falta, aunque tampoco lo fueron.

  4. Erma Rosano
    Mar 01, 2011 @ 14:07:23

    Great blog, Just wanted to comment that i can not connect to the rss stream, you might want install the right wordpress plugin for that to workthat.

  5. doqpelganger
    Mar 24, 2011 @ 10:26:51

    La del tal César Santos es pa matarlo…

    Apúntame un voto para un articulo sobre las 3 furias griegas/romanas.

    • Juan Muro
      Mar 24, 2011 @ 10:49:32

      Sí, sí, es de ejecución inminente. Más que gracias son lumis. En realidad son solo dos, aunque una de ellas duplicada, mira los tacones. ¡Es total!.
      Queda apuntado tu débito con el artículo de las tres furias. Ya lo estoy paladeando.

A %d blogueros les gusta esto: